Reserva de chimpancés financiada por el Banco Mundial amenazada por hidroeléctrica

Reserva de chimpancés financiada por el Banco Mundial amenazada por hidroeléctrica

El organismo ha financiado estudios que aprueban una hidroeléctrica que inundaría terrenos cercanos al hábitat de los chimpancés en peligro de extinción que viven en la reserva que también financió el BM.

Hace un año, el Banco Mundial ayudo a crear uno de los santuarios de chimpancés más importantes del mundo. El Parque Moyen Bafing, en el país africano de Guinea, tiene 6.426 kilómetros de extensión y es hogar de cerca de 4.000 chimpancés de Africa occidental, una especie clasificada como en peligro crítico por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza.

Esta especie ha disminuido en un 80% su población en los últimos 20 años, y en este santuario, el área protegida para chimpancés más grande de África, habían encontrado un hábitat gracias al dinero del gobierno de Guinea y la International Finance Corporation, guiados por el Banco Mundial.

En un giro de la historia, parece que el idilio está en peligro gracias a las acciones de los mismos financiadores.

El parque fue fundado para ser un santuario de chimpancés y fue financiado por la compañía minera Compagnie des Bauxites de Guinée y la Guinea Alumnia Corporation, que entregaron dinero a cambio de un permiso para abrir sitios de excavación mineral dentro de otro territorio del primate críticamente amenazado.

El santuario está en peligro gracias a la hidroeléctrica Koukoutamba de 294MW, de la empresa china Sinohydro, que podría arrasar 1.500 chimpances, denunció The Guardian.

El datalle es que el Banco Mundial financió los estudios ambientalespara la presa y una evlauación de imapctos ambientales que predice que solo 200 o 300 chimpances serían afectados.

El Banco Mundial financió el estudio de factibilidad para la presa y una evaluación de impacto ambiental que predijo que solo 200-300 chimpancés podrían verse afectados.

Rebbeca Kormos, una primatóloga que lleva años trabando con los chimpancés de Guinea, le dijo a The Guardian que esos números subestiman la población y no tienen en cuenta que la hidroeléctrica podría afectar a más chimpancés de los que viven en el exacto lugar en donde se haría el proyecto hidroeléctrico.

El Banco Mundial dijo al mismo diario que no estaba proporcionando financiamiento ni asesoramiento técnico para la represa, y que su papel en la evaluación de impacto ambiental y social (EIAS) aún estaba en curso: “El Grupo del Banco Mundial y otros socios han hecho recomendaciones específicas para abordar los problemas sociales. y medidas de mitigación ambiental que garanticen la protección de las personas, la vida silvestre y la biodiversidad. Una vez que estemos satisfechos de que nuestras recomendaciones hayan sido consideradas adecuadamente, procederemos con la validación de los ESIA finales “, dijo un vocero.

Los ambientalistas temen por la vida de los chimpancés, pero quienes apoyan el proyecto dicen que es necesario. Guinea es el sexto país más pobre del mundo, y solo el 3% de los hogares tienen electricidad.

fuente:

Share this post


Translate »