La lección de Italia: un bono vacacional para 2020

La lección de Italia: un bono vacacional para 2020

  • Hay dos ideas: por un lado, que el bono sea un crédito a esgrimir en la declaración de la renta próxima, la segunda da liquidez inmediata y sería en efectivo
  • El gobierno piensa en un bono de 600 euros porque teme que sin ese estímulo los viajes serán pocos

Italia nos está dando una lección en poner en marcha la economía. En el último decreto para sacar al país del hundimiento, una de las medidas contempla el “bono vacaciones”. Italia ha concebido este verano como en los años sesenta: viajes cortos, a playas cercanas, con mucha menos gente, y más familiar. Pero con vida, con actividad. Para lo cual ha concebido un bono vacaciones o “Bono Vacanze”.

Eso supondrá muchas novedades, como distancias en las playas, normas de funcionamiento muy rígidas, etcétera. Pero con vida en el turismo. El comité científico que está trabajando en el asunto es muy cauteloso. El diario turinés La Stampa publica hoy lo que se considera un estribillo de los operadores turísticos: se trata de “un regreso del turismo de los años 60”, que viaja más en automóvil que en tren y avión. “Vacaciones más cercanas, más cortas y más cercanas en lugares que conoces, turismo interno, pueblos y lugares menos hacinados”. Todo ayudado con un “bono de vacaciones”.

Este bono sólo sería para quienes vayan de vacaciones dentro de Italia. Hay dos ideas: por un lado, que el bono sea un crédito a esgrimir en la declaración de la renta próxima, la segunda da liquidez inmediata y sería en efectivo. El gobierno piensa en un bono de 600 euros. Porque se entiende que sin esta ayuda, los viajes serán pocos y si los viajes son pocos, el turismo muere y si el turismo muere una parte sustancial de la economía cae y si cae se ingresa menos y se produce un círculo autodestructivo.

Por el momento, este bono es una hipótesis no aprobada, pero que se enmarca dentro del paraguas del plan de ayudas de abril.

Lorenza Bonaccorsi, la subsecretaria encargada del área, afirma que se va a fomentar el “turismo de proximidad” que favorece a los pueblos en las zonas más concurridas. Y explica que el gobierno está trabajando “para que así sea”, en particular “desde el punto de vista de las medidas administrativas necesarias, que contemplan la hipótesis de un distanciamiento”.

fuente:

Share this post


Translate »